domingo, 19 de septiembre de 2021 | 12:05 AM

Las elecciones peruanas y la caja de Pandora

Keiko Fujimori llevaba para esa segunda vuelta un plomo en el ala que le impidió volar con plenitud; pues la gestión fujimorista de su padre todavía encrespa los cabellos de gran parte del pueblo peruano.

Keiko Fujimori llevaba para esa segunda vuelta un plomo en el ala que le impidió volar con plenitud; pues la gestión fujimorista de su padre todavía encrespa los cabellos de gran parte del pueblo peruano.

@abgoscarsalama1

El Perú atraviesa en la actualidad el momento más importante de su historia republicana desde la caída del régimen fujimorista. Sigue latente la probabilidad de anular por fraude las elecciones del 6 de junio de 2021; en este sentido, el temor de abrir la caja de pandora pondría al vilo de la duda el desempeño institucional de la nación en los últimos 20 años.

Las elecciones peruanas representan la más clara evidencia de cómo el comunismo latinoamericano aprovecha las debilidades del sistema y de los partidos políticos para asirse del poder.

Los partidos políticos, y muy especialmente Fuerza Popular fueron a unas elecciones conscientes de su debilidad en las mesas electorales; sobre todo por la ausencia de personeros que vigilaran el proceso de las triquiñuelas del oponente.

Además de ello, quien quedó de segundo lugar, Keiko Fujimori, llevaba para esa segunda vuelta un plomo en el ala que le impidió volar con plenitud; pues, la gestión fujimorista de su padre todavía encrespa los cabellos de gran parte del pueblo peruano. En este sentido, muchos ciudadanos ponderaron su amor a la patria sobre el odio al chino. Por último, y también de mucha importancia; la pasantía del “keikismo” en el congreso de la republica 2016-2020, considerada por la opinión pública como aplastante y contraria al interés nacional, que dio inicio, entre otras cosas, a la vacancia de PPK, tornándose también en factor determinante de la salida de Vizcarra; y con ello, la generación de otra crisis que disolvió un congreso mayoritariamente fujimorista, dejando un sabor amargo contra Keiko.

Esos tres elementos, aunados a otros, de carácter político e institucional, constituyen los flancos aprovechados por los rivales para que hoy el Perú se debata en una crisis institucional sin parangón en su historia democrática reflejando entre otras cosas la presencia de un presunto fraude que compromete la institucionalidad del poder peruano. Lejos estaba el Sistema de partidos políticos de atinar que estas serían caracterizadas por la presencia de elementos exógenos a la cultura política de esa nación.

Mientras tanto, los partidos políticos que hacen vida en el Congreso de la Republica están intentando fraguar una reforma que pondría límites al presidente de la República, en la eventualidad de una posible disolución de la legislatura nacional. No está fácil el panorama para el próximo jefe de Estado, y en consecuencia, la probabilidad de que culmine el primer año de mandato, dependerá fundamentalmente, de su buen comportamiento en el desempeño de sus funciones y de la capacidad de entenderse, negociar y convenir con los factores que hacen vida en el parlamento nacional.

¡Mantente informado uniéndote al canal de WhatsApp o Telegram del Correo del Caroní!

Hazlo a través de los siguientes links https://chat.whatsapp.com/Gk9ekJ3cLHT6eHXvCIjFBZ | https://t.me/NoticiasCorreldelCaroni

Más del autor

¿Es la nueva geometría del poder el fin del madurismo?

Los gobiernos locales son, al igual que el Gobierno nacional, gobiernos con autonomías reconocidas por la Constitución; situación que los pone al frente de las estrategias de luchas civiles y políticas en todo el país. | Foto William Urdaneta

¿Peligra la diáspora venezolana en Perú?

Algunos creen y tienen confianza en que el gobierno de Castillo se moderará para sobrevivir; otros piensan que será vacado irremediablemente; y finalmente, muchos están considerando que ya no hay nada que hacer para impedir la hecatombe social.

Perú, un nuevo amanecer

Apostar que el nuevo presidente tome el camino correcto no solo reforzará su legitimidad por su desempeño, sino que permitirá que los peruanos sigan  gozando de paz social y del crecimiento económico, producto de su trabajo, educación y cultura. | Foto @PedroCastilloTe

Las elecciones peruanas y la caja de Pandora

Keiko Fujimori llevaba para esa segunda vuelta un plomo en el ala que le impidió volar con plenitud; pues la gestión fujimorista de su padre todavía encrespa los cabellos de gran parte del pueblo peruano.

¡Síguenos!

Notas relacionadas

Venezuela en tiempos de Biden: una aproximación

El pragmatismo geopolítico del presidente de los Estados Unidos ante las amenazas internas y externas de su país, aunados a la creciente influencia de China el mundo y los intereses de Rusia, dibujan un nuevo ajedrez político global donde Venezuela no deja de ser preocupación.

Aunque me digan comeflor       

Nadie dice que vivir en Venezuela sea fácil. Sin embargo, hay elementos que animan, acciones que iluminan, pasos lentos que son pasos que abren en pequeño brechas. | Foto William Urdaneta

¿Es la nueva geometría del poder el fin del madurismo?

Los gobiernos locales son, al igual que el Gobierno nacional, gobiernos con autonomías reconocidas por la Constitución; situación que los pone al frente de las estrategias de luchas civiles y políticas en todo el país. | Foto William Urdaneta

La triste mirada de los niños de la calle

Muchos de aquellos niños que hicieron brotar las promesas de los revolucionarios en 1999 fueron a parar a las ergástulas socialistas, los asesinaron por estas calles, o por la exclusión y el hambre huyeron de este territorio hostil. | Foto Archivo Correo del Caroní

¿Qué sigue en el caso de Alex Saab?

Nunca habíamos visto una danza de tantos millones de dólares, en procura de la libertad, de quien ni es un mártir por la humanidad, ni luminaria del rock, estrella del deporte, ni un Bill Gates o Jeff Bezos, sino el supuesto testaferro de un corrupto muy desvergonzado.

México: ¿Negociación o capitulación?

En buena hora y enhorabuena, sobre la marcha de los acontecimientos, los jefes parlamentarios más importantes de Occidente, desde afuera, le han dado su respaldo a la Plataforma Unitaria e intimado a Maduro.