Opinión

Para sorpresa de la resistencia democrática venezolana, el excandidato presidencial Henrique Capriles se suma a la comandita de sus otros colegas excandidatos a fin de legitimar las espurias elecciones parlamentarias organizadas por la satrapía criminal de Nicolás Maduro.
La remuneración de la información privilegiada proveída por el ciudadano común y corriente, como herramienta para el descubrimiento y resarcimiento de ciertos ilícitos se ha expandido en el sistema jurídico norteamericano.
Frente a las dictaduras no hay que resignarse nunca. En el caso Venezuela, sin embargo, a veces hay que admitir que algo de razón tiene aquellos que advierten que no se puede hacer por los venezolanos lo que ellos no son capaces de hacer por sí mismos.
En Venezuela mataron al Derecho. No hay Constitución, ni leyes de ningún tipo, ni autoridades judiciales o administrativas independientes y autónomas. El país ha estado en manos de estructuras del crimen organizado cuyo propósito es retener el poder a cualquier precio.
La prevención -instrumentalizada para la vigilancia y el castigo- es el comodín de la cúpula para que la obediencia sea sumisamente asumida, como indispensable por parte de todos nosotros.
JSN Megazine 2 is designed by JoomlaShine.com | powered by JSN Sun Framework