Consideran que la única condición para un diálogo es establecer la fecha de salida de Nicolás Maduro / FOTO JHOALYS SIVERIO

A través de un comunicado entregado en el consulado de España en Puerto Ordaz, solicitaron al Gobierno español impida que el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero sirva de intermediario para -precisan- favorecer los intereses del régimen ante un eventual nuevo intento de diálogo en Venezuela.

Miembros de los movimientos Soy Venezuela y Democracia, Sociedad y Desarrollo en Bolívar entregaron este lunes un documento ante el consulado de España en Puerto Ordaz, en el que rechazan la propuesta de un nuevo intento de diálogo en Venezuela -el cual ha fracasado al menos en tres oportunidades- con el expresidente español José Luis Rodríguez Zapatero como intermediario.

"Soy Venezuela quiere apelar a la conciencia de la mayoría de los ciudadanos españoles, sus intelectuales, sus medios de comunicación y sus instituciones republicanas para que se sumen a nuestra voz e impidan que José Luis Rodríguez Zapatero colonice y maneje a su favor el tratamiento dado al caso venezolano por Pedro Sánchez y su ministro de asuntos exteriores, Josep Borrrell", dice parte del comunicado.

"Sería cambiar las sanciones por un falso diálogo. No se puede negociar con ningún régimen que ha ocasionado tanto daño, que además ha sido denunciado por violación de derechos humanos. ¿De qué diálogo hablamos?", manifestó Douglas Rodríguez, coordinador regional de Vente Venezuela y miembro activo de Soy Venezuela.

Señaló que la primera condición para hablar de diálogo es establecer la fecha de salida de Nicolás Maduro del poder. "Si se hace ese diálogo es una oxigenación más al régimen".

"Soy Venezuela ha planteado con mucha firmeza el daño al país que ha significado la presencia de José Luis Rodríguez Zapatero como agente del régimen venezolano. Su gestión, de la que algún día tendrá que rendir cuentas, solo ha provocado el recrudecimiento de la represión y el tiempo ganado por el régimen para perfeccionar su agenda totalitaria y comunista", agrega el documento.

Fabiola González, del movimiento Democracia, Sociedad y Desarrollo, destacó que no solo se trata de un rechazo hacia el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero como intermediario, sino al intento de un nuevo diálogo mientras el Gobierno mantiene su política represora y con ello el incremento de la crisis y la diáspora venezolana.

Por otra parte, consideró que más que apatía ciudadana frente a la crisis política, se trata de que cada ciudadano está "distraído en resolver sus problemas", aunque continúan muchos focos espontáneos diariamente, unos por falta de agua, otros pro electricidad, pero cuyo origen del problema es el mismo.

Template by JoomlaShine