Lunes, 06 Febrero 2017 00:00

Brotes sin control de VIH y tuberculosis siguen acabando con comunidades waraos en Delta Amacuro

 
Valora este artículo
(4 votos)
Alertan que los más afectados son los jóvenes Alertan que los más afectados son los jóvenes Foto cortesía Minerva Vitti
 

El artículo 84 de La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, establece que: “El sistema público de salud dará prioridad a la promoción de la salud y a la prevención de las enfermedades, garantizando tratamiento oportuno y rehabilitación de calidad”.

Por otro lado, el artículo 85 resalta que: “El Estado garantizará un presupuesto para la salud que permita cumplir con los objetivos de la política sanitaria. En coordinación con las universidades y los centros de investigación, se promoverá y desarrollará una política nacional de formación de profesionales, técnicos y técnicas y una industria nacional de producción de insumos para la salud. El Estado regulará las instituciones públicas y privadas de salud”.barra ama335

 

El grito de alerta resuena otra vez. La asociación civil Kapé-Kapé, ente dedicado a defender los derechos humanos de las comunidades indígenas, manifestó su preocupación por la desaparición gradual de comunidades waraos de San francisco de Guayo (una de las comunidades más grandes del municipio Antonio Díaz, estado Delta Amacuro), a causa de la propagación del Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH): una realidad agudizada por la falta de atención médica adecuada y deficiente alimentación.

A finales de diciembre del año pasado hasta enero 31, 27 aborígenes de la localidad murieron por diferentes causas; reclaman que en su mayoría por falta de atención médica oportuna, aunque no se sabe con exactitud las causas de muerte. La cifra la denunció Jesús Jiménez, médico y activista de los derechos indígenas.

En las comunidades, como lo alerta la asociación, no se cuenta con equipos médicos adecuados, ni con energía eléctrica. Por otro lado, otras condiciones como la diarrea y vómitos son frecuentes y mal atendidas.

  ComillasNEGRASgrandesPara nosotros ya se volvió (el VIH) una epidemia y dentro de las comunidades no existe una educación correcta sobre esta, ni tratamientos que lleguen de manera regular”, alertó Lexys Rendón, activista de Laboratorio de Paz.  


Estado inoperante

“La salud es un derecho social fundamental, obligación del Estado, que lo garantizará como parte del derecho a la vida”, dicta la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, en su artículo 83, en el que se refleja el derecho humano a la salud.

Correo del Caroní contactó a Lexys Rendón, coordinadora de la ONG Laboratorio de Paz, y colaboradora habitual Provea en los temas de pueblos y comunidades indígenas, quien alertó lo siguiente sobre la situación de los waraos: “Para nosotros ya se volvió (el VIH) una epidemia y dentro de las comunidades no existe una educación correcta sobre esta, ni tratamientos que lleguen de manera regular”.

Kapé-Kapé reseñó que la jefa del Departamento de Virología Molecular del Instituto de Investigaciones Científicas (IVIC), Flor Pujol, alertó sobre la alta probabilidad que hay de un crecimiento en la mortalidad de las comunidades waraos en el Delta del Orinoco, a causa de la propagación regional del VIH.

Rondón, quien tiene experiencia en el trato de estas etnias afectadas, piensa que hay una violación constitucional evidente, ante la carencia de oficio que muestra el Estado. Primero por la falta de resultados, cifras y estadísticas. Segundo porque las soluciones a esta epidemia, la cual se conoce desde hace más de dos años, no aparecen.

“Sabemos que hoy en día el VIH es tratable. Y el que lo padezca puede llevar una vida normal si sigue un tratamiento específico. Pero las dificultades del país (en cuanto a la escasez de medicamentos), dificulta que comunidades remotas se traten”, alerta la activista.

Jiménez, por su parte, señaló que este tipo de epidemias son reconocidas por las autoridades sanitarias locales, como lo reseñó Kapé-Kapé.

Pero las autoridades de salud de la región siguen sin ofrecer cifras oficiales. Las voces que transmiten estos casos son de médicos residentes que conocen el fuerte impacto que el VIH y el Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (sida) tienen en los más jóvenes waraos.

Los años pasan…

A finales del 2015, se dio a conocer con detalle la epidemia que ahora mismo sigue arropando a los waraos de San francisco de Guayo, mediante un reportaje realizado por la periodista y jefe de redacción de la revista del Centro Gumilla, Minerva Vitti.

 

                              Cortesía Armando.Info

 

La redacción de Correo de Caroní contactó a Vitti este lunes. La periodista resaltó que la expansión del virus no es ningún secreto para los waraos, ni para el resto de Delta Amacuro. Tampoco para el Estado. Como destacó su reportaje, el Ministerio del Poder Popular para la Salud no pudo erradicar la epidemia ni ofrecer control sanitario alguno. Ahora, casi dos años después, los waraos siguen muriendo.

En el último contacto que la autora del reportaje tuvo con las comunidades de Delta Amacuro, realizado en noviembre del año pasado, las enfermeras del hospital Hermana Isabel López, en San Francisco de Guayo, le alertaron que la situación se había agravado.

“Los mismos waraos están conscientes de la situación porque ven la cantidad de muertes”, expresó. Asimismo aseguró que en ciertas zonas más retiradas se dificulta llevar el medicamento por falta de embarcaciones. “Hay más que todo un problema estructural, que empeora debido a las condiciones de pobreza y de alimento”.

 

ComillasNEGRASgrandesHay más que todo un problema estructural que empeora debido a las condiciones de pobreza y de alimento”, alertó Minerva Vitti, periodista que en años anteriores reportó los casos de VIH en Delta Amacuro.

 

Desnutrición y tuberculosis

  barra 13aNaranja220

MÁS INFORMACIÓN

Waraos de Cambalache no tienen ni una urna para enterrar a sus muertos

barra 4naranja220

Indígenas waraos comen y viven de la basura que lanzan al vertedero temporal de Ciudad Guayana

barra 4naranja220

Ministerio de Salud oculta epidemia de sida que está matando a los waraos en el Delta

 

Pero el VIH no es de lo único que debe cuidarse la comunidad warao. Hermanas del hospital de Guayo también denuncian una epidemia de tuberculosis.

“¿Tuberculosis? Uy, de eso también hay bastante. No tengo de verdad un número exacto, pero de ambas enfermedades se han muerto muchos. Chamos, bachilleres, como de 11 años en adelante”. Esto lo alertó este lunes a nuestra redacción la hermana Ilvia Rosa, enfermera del centro asistencial.

Aproximadamente hace veinte días el Ministerio del Poder Popular para la Salud les hizo llegar los antiretrovirales para tratar el VIH, pero ocurre que la mala alimentación que tienen los waraos no les ayuda en su tratamiento.

Se tratan con el antirretroviral, pero, como explica la enfermera, “no se alimentan de forma adecuada, además el tratamiento es muy fuerte. Algunos no siguen la dieta que es, y la enfermedad los mata”.

Los waraos no tienen acceso a una alimentación correcta. Las hermanas en el hospital alimentan a los que pueden, pero no es suficiente.

En cuanto a los medicamentos solo las zonas con fácil acceso como Guayo y Jobure, han sido beneficiadas pero existen otras más alejadas que son arrasadas por la epidemia: “Los que están más lejos casi ni se atienden”, se lamenta, triste, Rosa.

Vitti opina que el problema es más profundo de lo que parece: “El medicamento es solo parte de la solución, porque hace falta una campaña para prevenir”.

Visto 3541 veces Modificado por última vez en Miércoles, 08 Febrero 2017 18:46

El supuesto atentado presidencial en los primeros días de este mes, convertido en burla nacional sin importar la gravedad que tal ...

Al observar los borbotones del Orinoco, del Caroní o del Caura, asalta la inquietud sobre el espíritu de la población que ha resis...

El historiador Rafael Marrón González continúa su repaso de la vida del Libertador en su columna de esta semana. ...

Ya sabemos que este año que termina hemos tenido pupitres vacíos: no vino aquel niño porque no tuvo para el transporte, el otro po...

El supuesto atentado presidencial en los primeros días de este mes, convertido en burla nacional sin importar la gravedad que tal ...

Al observar los borbotones del Orinoco, del Caroní o del Caura, asalta la inquietud sobre el espíritu de la población que ha resis...

El historiador Rafael Marrón González continúa su repaso de la vida del Libertador en su columna de esta semana. ...

Ya sabemos que este año que termina hemos tenido pupitres vacíos: no vino aquel niño porque no tuvo para el transporte, el otro po...