Viernes, 26 Junio 2015 00:00

Retro columna: Una oda al papel y pluma

 
Valora este artículo
(0 votos)

Yo no digo que se conviertan en menonitas y olviden todas las cosas maravillosas que pueden hacer con un celular inteligente hoy en día. Lo que sí digo es que no descuiden el poder de la entrada analógica de información más antigua que hay, pues aún tiene muchos beneficios -incluso ventajas- sobre la entrada digital.

     
 

Lo más cercano a una máquina
de escribir

Hay muchas aplicaciones para escribir libre de distracciones con diversos grados de simpleza, características o utilidad. TypWrittr es una de las más recientes que he encontrado con bastantes atractivos. Pueden abrir su cuenta usando Facebook, Twitter o su correo, y luego les pedirá que escojan una imagen de fondo para su inspiración (ya sea una de las que incluye o una propia; piensen en el puente de una nave espacial si están escribiendo una novela de ciencia ficción). Después empiecen a calibrar opciones a su gusto: tamaño del texto, fuente y color, y color de la ventana para escribir. Una vez que terminen, listo: pongan el navegador a pantalla completa y a escribir. Su progreso y ediciones son constantemente guardadas para acceder cuando quieran. Pueden probarlo en https://typwrittr.com/

 
     

¿Se acuerdan cuando en los años 90 se hablaba de tener “la oficina sin papel”? Se esperaba que se redujera el consumo a tal punto que todo se haría por mensajes, correos y afines. Veinte años después, lo único con papel que realmente ha desaparecido es la máquina de fax; de resto, nuestros pobres árboles siguen sufriendo (aunque en menor medida que hace mucho tiempo). Una de las muchas razones es sencilla: amamos el papel.

¿Por qué los libros no han hecho el salto definitivo al mundo digital? ¿Por qué los periódicos y revistas (en particular éstas) siguen apareciendo, a pesar de todos los que han cerrado ya? Porque es un hábito del que nadie se quiere desprender. Pero además, la ciencia sigue demostrando que usar un papel y un bolígrafo (o un lápiz) son más efectivos a la hora de recordar la información que se procesa que si la tipeáramos. No, no me discutan, es un hecho científico. También, ¿qué es más rápido, sacar el teléfono, abrir la aplicación de notas y escribir lo que se quieren recordar, o sacar un cuadernito y anotarlo?

(Sí, también están los que graban lo que quieren recordar, pero saben que ustedes son minoría. E igualito después todas esas grabaciones necesitan transcribirlas).

Esto no sólo se limita al aprendizaje: tus jugos creativos parecen activarse más cuando estás escribiendo a mano (pregúntenle a todos esos autores que llevaban un diario). Y además, al menos una autora cree que escribir a mano tres páginas de lo que sea cada mañana es el secreto para un día productivo. Esta autora (Julia Cameron) afirma que esto retira la “basura” mental que aún se haya acumulado de la noche anterior, y al escribir el cerebro “le baja dos” a todo y está listo para arrancar.

Yo no digo que se conviertan en menonitas y olviden todas las cosas maravillosas que pueden hacer con un celular inteligente hoy en día. Lo que sí digo es que no descuiden el poder de la entrada analógica de información más antigua que hay, pues aún tiene muchos beneficios -incluso ventajas- sobre la entrada digital.

Visto 5246 veces Modificado por última vez en Viernes, 26 Junio 2015 09:00

La pareja conformada por Iván Artal y Karina Romero salieron desde Santa Elena de Uairén a recorrer América del Sur. Llevan 12 mil...

A través de un proceso de filtrado la orina es convertida en agua y luego en cerveza. En el proceso también se producen fertilizan...

El inicio del verano estará marcado por una espléndida luna llena que tenía ausente casi siete décadas. El día del solst...

Las anguilas sí atacan fuera del agua. Hace 200 años el explorador alemán habría dado luces de este comportamiento por parte de la...

Un estudio reciente hecho en la univeridad de Canterbury, en Nueva Zelanda, destaca que "un 30 por ciento de todos los sets d...

La pizza midió un kilómetro 853 metros y para su elaboración se requirieron 1,6 toneladas de tomate, 2 toneladas de mozarella, 200...