La tenista norteamericana irá por su octavo título en Melbourne que la igualaría con Margareth Court

Melbourne.- La estadounidense Serena Williams heredó este jueves un inicio delicado en el sorteo del Abierto de Australia, donde busca un octavo título en Melbourne y su 24º triunfo en un Grand Slam, para igualar el récord de Margareth Court, al medirse en primera ronda a la alemana Tatjana Maria (71ª).

La estadounidense, 16ª jugadora mundial, figura en la mitad de la tabla en la que aparecen en el horizonte unos octavos de final contra la rumana Simona Halep, número uno mundial, y unos cuartos frente a la checa Karolina Pliskova (7ª).

Aunque para ello no deberá dejarse sorprender por Tatjania Maria y después en una hipotética segunda ronda por la china Peng Shui (129ª) o la canadiense Eugenie Bouchard (79ª).

Halep se presenta en el primer Grand Slam de 2019 habiendo jugado solo un partido en cuatro meses tras una lesión en la cadera.

En la primera ronda se verá las caras con la estonia Kaia Kanepi, en una ocasión de tomarse la revancha sobre la 70ª jugadora mundial, que la había sorprendido en el inicio del US Open en agosto pasado.

Si la rumana supera esa primera ronda peligrosa, podría enfrentarse en tercera ronda con la mayor de las Williams, Venus, 37ª mundial.

La actual campeona, la danesa Caroline Wozniacki, tercera del mundo, comenzará contra la belga Alison Van Uytvanck (51ª), antes de una posible confrontación en tercera ronda frente a la rusa Maria Sharapova (30ª), ganadora del torneo en 2008.

La alemana Angelique Kerber, ganadora en Australia en 2016 y número dos mundial, lanzará su campaña frente a la eslovena Polona Hercog (92ª) con el punto de mira en un posible duelo con Wozniacki en semifinales.

La japonesa Naomi Osaka, ganadora sorpresa del US Open en septiembre y cuarta jugadora mundial, comenzará contra la polaca Magda Linette (N.86).