El nuevo seleccionador de la “Roja” no se confía de la pasada goleada y quiere asegurar su pase a la “Final Four”.

Zagreb.- El seleccionador español, Luis Enrique, alertó este miércoles del peligro del partido de mañana ante Croacia y aseguró que "será a todo o nada" por el valor que tienen los puntos.

"Es el primer partido en el que será a todo o nada. Si ganamos, nos clasificamos seguro; y si no, habrá alguna opción. Es un partido vital para nosotros", manifestó en rueda de prensa.

España se clasificará para la "Final Four" de la Liga de Naciones si vence a Croacia, a la que en septiembre ganó 6-0 en casa. Pero Luis Enrique avisó de que aquella goleada es pasado.

"Este partido es totalmente diferente al que jugamos en Elche. Pocas referencias a lo que nos vamos a encontrar mañana. Es un partido decisivo y clave para las dos selecciones. El resto forma parte de la historia", explicó.

Luis Enrique receló de las suspuestas intenciones defensivas de Croacia. "Creo que Dalic (seleccionador croata) ha dicho que van a atacar. Ya lo veremos mañana. Los entrenadores y jugadores intentamos no dar pistas. Yo creo que van a atacar porque tienen que ganar el partido", consideró.

Para España, el encuentro supone una oportunidad de olvidar la derrota 3-2 sufrida ante Inglaterra en casa hace un mes.

"Es una competición corta que te permite tropiezos. Si la última de grupo, que es Croacia, si gana los dos partidos que le quedan se clasifica. Nosotros intentaremos rematar la faena en esta competición. Falta la guinda", resumió.

Junto a él estuvo el capitán de la selección, Sergio Ramos, quien habló de los últimos silbidos que recibió en el Santiago Bernabéu por parte de su propia afición.

"Nunca dije que sean injustas. Si el Bernabéu te da un toque es porque cree que puedes dar mucho más. He visto pitar a grandes leyendas. Si de 14 años me han pitado un día, tengo que estar eternamente agradecido", afirmó.

Ramos también defendió al croata Luka Modric, compañero suyo en el Real Madrid. "Desgraciadamente la memoria en el fútbol es pasado. El fútbol es el día a día. Se echará de menos a ciertos jugadores cuando no estén. Es así de cruel, pero es así con sus pros y contras", observó.

Además, agradeció a Luis Enrique sus elogios hacia él. "Me alegra que los que saben de la dedicación mía por esta profesión sean justos. Me gratifica que todos los entrenadores que he tenido han hablado bien de mí. Yo siempre he sido el primer en meter el pie en el fango", explicó.

Y agregó: "Invitaría a mucha gente para pasar un día conmigo y ver cómo vivo el fútbol y para que hablen sabiendo de qué lo hacen. Respeto al fútbol y trato de ser justo con él".

Finalmente, se refirió a las cualidades de Croacia. "Estamos ante una grandísima selección en un escenario único. Hemos hecho hincapié en una selección de talla mundial, que tiene grandes jugadores, pero que por encima tiene un gran bloque. Es un partido para que la gente del fútbol disfrute", concluyó.